Qué hacer cuando un cliente no te paga

No importa que tan bueno y profesional seas en lo que haces, eventualmente llega el momento en que todos los emprendedores tienen que afrontar una de las situaciones más incomodas para las PYMES: un cliente que se retrasa en los pagos o peor todavía, que no te quiere pagar. Es entonces cuando se debe actuar con frialdad, para evitar problemas y encontrar la mejor solución. Por eso que te damos 10 consejos para manejar de forma correcta esta desagradable situación.

Toma medidas preventivas

En el mundo de los emprendedores y las PYMES, no siempre existen grandes contratos corporativos, incluso suele negociarse con informalidad. Sin embargo, es importante siempre intentar asegurarnos que el cliente es conciente de las consecuencias de un retraso en los pagos. Esto puede ser incluso mediante correo electrónico, pero es preferible una constancia firmada.

Hay quienes sugieren incluir un monto de recargo por los días de atraso, pero la realidad es que en muchas ocasiones, los emprendedores se ven en la necesidad de ceder terreno, con tal de obtener un nuevo cliente. Es por eso que una mejor opción es ofrecer un descuento por pronto pago.

Por otro lado, dependiendo el giro de las PYMES y el tipo de trabajo, la falta de pago puede ser causante de detener el proyecto y quedarnos con cualquier material, hasta que se abone la cantidad estipulada.

Envía recordatorios

Un día antes o en la mañana del día en que tu cliente suele realizar el pago de nómina, puedes enviar un e-mail recordando tus honorarios.

Lleva siempre la comunicación por escrito

En el momento en que un pago se ha retrasado, es de suma importancia comunicarse con el cliente. Si el aviso se hace vía telefónica, debe haber constancia por escrito, por lo que un e-mail es la mejor opción para evitar confusiones y al mismo tiempo, exista un registro. No olvides siempre la gentileza.

Haz que la comunicación sea constante

Sin el afán de molestar a tu cliente, no temas contactarlo nuevamente. Puedes esperar que pase una semana entre cada correo. Se debe actuar firme y contundente pero con educación. Siempre recordando la fecha de pago acordada y el tiempo que ha transcurrido desde entonces. Si tu relación con el cliente es cercana, no está de más mencionarle cómo afecta este retraso a tus finanzas personales

Muéstrate comprensivo

Puede ser que en ese momento sientas enojo e impotencia, nunca hagas notar esas emociones. Al contrario, pregunta si ha sucedido algo malo para que haya un retrasado u ofrece tu ayuda para que el pago pueda realizarse pronto. Esa actitud disipará tensiones con tu cliente y al mismo tiempo, le harás saber que antes que el dinero, te preocupa que algo malo haya ocurrido.

Funge como “cobrador”

Si tu cliente no da respuesta a tus correos, tendrás que ir directamente a su oficina a hablar con él, de esa forma será más difícil evadirte.

Diplomacia ante todo

Una forma inteligente de sugerir a un cliente que sea puntual con su pago, es enviarle un informe donde se detalle todas las tareas realizadas, junto con los tiempos de entrega previamente pactados. Así, se añade una cuestión ética y profesional a la deuda.

Nunca amenaces

Ni con abogados, ni con la mafia, ni con tus primos. Las amenazas solo consiguen irritar a las personas y romper definitivamente con las relaciones. No estamos diciendo que no tomes medidas legales, simplemente que no intentes intimidar con ello. Independientemente que decidas dejar de trabajar para ese cliente, a largo plazo es mejor quedar en buenos términos.

Propón distintas formas de pago

Como emprendedores, siempre debemos saber negociar, incluso con un cliente moroso. Una opción es sugerirle que abone la deuda en partes. Por otro lado, si crees que ese dinero no llegará a tus manos, puedes proponer un pago en especie, pues como dice el dicho “De lo perdido, lo encontrado”.

Medidas legales

Dada la mala fama de los procesos legales en nuestro país, una demanda quizá sea una de las últimas opciones que muchos emprendedores se planteen. Sin embargo, si posees un contrato firmado, puedes tomar medidas.

Para concluir, cabe mencionar que como emprendedores, debemos ser pacientes, muchas empresas, cuando contratan a un freelancer, aplican políticas en las que se paga hasta 90 días después de entregado el trabajo. Por otro lado, también debemos tomar en cuenta que si trabajamos para PYMES, es más común que surja un problema administrativo, laboral o incluso de índole familiar, que sea la causa del retraso.

Por último, es importante tomar en cuenta factores como el monto que se nos debe y la relación que se tiene con el cliente para decidir cómo actuar.

Únete a la lista de correo

Sin interrumpir tu trabajo diario, te enviamos a tu correo los últimos consejos sobre estrategia digital para incrementar tus ganancias.

Inbound Marketing: 25 cosas que hacer en tu sitio web para generar más clientes

Etiquetas:

Ingeniero Industrial por parte del Tecnológico de Monterrey, Campus Ciudad de México, con una maestría en Marketing Digital y Comercio Electrónico en la OBS Bussines School. Esta doble formación le ha permitido construir un expertise multifacético, orientado a la administración, logística y negocios, entendiendo durante este proceso la importancia de la interacción y colaboración entre las áreas de ventas, mercadotecnia y servicio al cliente. Ha colaborado en compañías de distintos niveles, entre las que destacan la multinacional Phillip Morris y algunas Pymes en crecimiento, siempre con la primicia de ayudarlos a lograr sus objetivos de negocios. Es por eso que desde 2008 decidió especializarse en Marketng Digital, particularmente en lo relacionado a Inbound Marketing, área que considera, está revolucionando la manera en que las empresas ofrecen sus productos y servicios. En la actualidad está al frente del área operativa de Go Virtual, la primera agencia de América Latina dedicada a proporcionar soluciones digitales para la industria automotriz, misma que gracias a sus buenos resultados, se encuentra expandiendo su rango de acción a Colombia y al resto de América Latina.

Déjanos tus comentarios

      Deje una respuesta